No cometas errores en elegir los muebles y decorar

Un ambiente: cocina, sala y comedor

Estas son algunas de las cosas que debes evitar durante el proceso de decoración de cualquier ambiente de casa, pueden ayudarte a no caer en los errores más comunes.

Dependiendo de nuestro gusto personal y de los recursos con los que dispongamos a la hora de decorar una habitación, podremos obtener un resultado único e interesante. Sin embargo hay ciertos aspectos sobre los cuales debemos prestar detallada atención para no cometer errores en la decoración.

No queremos que el espacio que nos llevó tanto esfuerzo y dedicación se vea arruinado por una o varias decisiones desacertadas. Algunos de los aspectos más importantes a  tener en cuenta son:

Elegir correctamente los muebles

Antes de ir al comercio, deberíamos medir correctamente el espacio con el que cuenta la habitación. Esta tarea rápida y sencilla, no debería ser pasada por alto ya que las dimensiones de los muebles que compremos dependerán del espacio disponible.

Basta con observar nuestra habitación, pensar cómo distribuiremos el mobiliario y dónde colocaremos cada pieza, anotar las medidas y todo aquello que consideremos necesario. Un mueble puede ser muy bello, confortable y vistoso pero si no encaja en el espacio, lamentablemente tendremos que dejar de considerarlo una opción viable.

Ubicar las alfombras en el lugar conveniente

Puede ser tentador querer ubicar una gran alfombra en el medio de la habitación, sin embargo si ésta no está firmemente sujeta al piso, probablemente se moverá con el transitar diario. Incluso puede ser causa de tropiezos y caídas. Queremos contar con un espacio bello, pero también seguro.

Es conveniente ubicar las alfombras bajo las patas delanteras de mesas,  sillones y sillas y no necesariamente en el centro de la habitación. La alfombra debe ser un elemento que permita conectar nuestros muebles, logrando que todo el conjunto sea armonioso y agradable a la vista.

Colocar los muebles en grupos, en el centro de la habitación

Una idea tentadora es querer colocar los muebles pegados a la pared, creyendo que así lograremos una sensación de mayor amplitud. Sin embargo, es mucho mejor distribuir el mobiliario en diferentes grupos, aprovechando el espacio disponible en el centro. Por ejemplo, podríamos mover el sofá de la pared y dejar un espacio detrás de él donde colocaremos una lámpara para lectura.

Colocar almohadones inteligentemente

Los almohadones son objetos geniales que agregan suavidad y confort a cualquier ambiente. Sin embargo, una cantidad excesiva de almohadones puede resultar un problema, especialmente si no tenemos donde ubicarlos cuando, por ejemplo, vamos a sentarnos en un sofá.  Recordemos que los almohadones además de ser decorativos deberían ser prácticos.