Un dormitorio en beige

Según nuestra edad así será nuestro dormitorio y sus colores, esta vez les propongo un dormitorio en beige con toques en naranja, realmente un ambiente cálido y sereno.

Esta claro que no tenemos los mismos gustos a los 20, que a los 30, que a los 40… vamos evolucionando y a cada edad nos gustará un tipo de decoración, más atrevida o más clásica. Para dar ideas concretas sobre un tipo de dormitorio, hoy me he centrado sobre uno en particular, en tonos beige. Acepta todas las variantes que ustedes le quieran dar.

Dormitorio beige

Para empezar a decorar nuestro dormitorio, tenemos que decidirnos por un color que nos guste. Si queremos, y nos apetece, combinar un papel pintado en el cabecero resulta muy elegante y acogedor.

Acto seguido, y nada fácil, viene la labor de decidirnos por un estilo determinado de muebles. Elegir un cabecero puede ser muy fácil o increíblemente difícil, todo será dar con el que nos guste. Coordinaremos con él las mesillas (en un ambiente clásico) pero no necesariamente iguales.

En el caso de éste ejemplo, se hizo un armario a medida, y se separo del dormitorio, haciendo un espacio “vestidor”, creando así dos ambientes. Unas columnas de madera, son suficientes para separar los dos espacios.

A continuación, nos toca vestir la ventana. Al ser oscilobatiente (que abre hacia el interior) mejor inclinarnos por un visillo que no nos complique la vida. Observen que se juega con las mismas rayas en horizontal del papel de la pared.  Y como la caja de la persiana era realmente fea y estaba en muy mal estado, se optó por la solución más fácil y económica: un bandeau.

Para darle un toque de color, se ha jugado con la colcha, en tonos marrones y con los cojines, en tonos naranjas… pero bien podrían ser burdeos, fucsias…

Lo interesante de este dormitorio es que cambiando los complementos, se le puede dar un nuevo aire: una colcha estampada, y los cojines lisos, un visillo de organza, tapizar el centro del cabecero…

El resultado es un dormitorio elegante y sereno.

24 de enero de 2011, en la categoría Ambientes, Color y pintura, Decoración, Dormitorio