Tipos de distribuciones de los muebles en cocinas

Los muebles, electros y los distintos elementos de una cocina pueden ser distribuidos de forma diferente de acuerdo a las necesidades, creando espacios diferentes.

El espacio, el diseño de la vivienda, el uso que le damos a la cocina, y nuestros gustos es un conjunto de aspectos que determinarán la configuración de la cocina, y podrás encontrar diseños mas elaborados, pero básicamente éstos son los más comunes.

Cocina de estilo paralelo

Cocina paralela

Son las que presentan más espacio para almacenamiento, un tipo ideal para aquellas cocinas que tienen dos entradas. Suelen encontrarse en una zona de paso hacia otros ambientes, una cuarto de lavado o simplemente una ventana. También se conoce como galería.

Cocina lineal

Cocina pequeña en una pared

Son ideales para ambientes pequeños, poco uso o para apartamentos. Suele estar integrada con un comedor diario o incluso en el mismo ambiente junto a los muebles de salón.

Cocina en forma de L

Cocina en forma de L

Son las que presentan mayor continuidad en los espacios de trabajo, quedando a la mano todo lo que se necesita. Es una de las configuraciones más utilizadas. Suele presentarse un problema del espacio “perdido” en la esquina, donde pueden adoptarse muebles especiales para aprovechar el sitio.

Cocina en forma de U

Cocina en forma de U

Es la configuración perfecta para un ambiente amplio, donde se puede ubicar una isla central si el espacio lo permite, sin que esta corte al triángulo de trabajo para que permite el fluido desenvolvimiento de las tareas.

Con isla central

Cocina con isla central

La isla puede utilizarse con cocinas en forma de L o U, la cual puede contener el sector de calor, el fregadero o simplemente una encimera formando parte de las superficies de trabajo. También puede utilizarse como desayunador si el diseño lo permite. También es útil una simple mesa a modo de isla en algunos casos.

Con península

Cocina con peninsula

Si se cuenta con menos espacio se puede reemplazar la isla por una península igualmente útil y cómoda. Es adaptable a diseños lineales, y en las formas de L y U.

Como decíamos, la cantidad de espacio con el que dispones en tu casa determinará la configuración y el estilo que necesitarás aplicar para el diseño de tu cocina. Es importante que priorices la comodidad y el fluido desempeño de las tareas antes que el gusto. Pero no creas que una cocina pequeña deja de ser agraciada. Sabiendo elegir los muebles y teniendo en cuenta los pequeños detalles este ambiente de casa puede lucirse.