Cielos rasos: techos pintados en colores

Techo pintado de color verde

Pintar los cielorrasos de distintos colores modifica la percepción de las dimensiones de los espacios, pero también es usado como toque decorativo en cualquier tipo de interior.

No siempre es necesario pintar de color blanco o de un color suave los cielorrasos. Aunque esto es beneficioso para mantener un ambiente iluminado y visualmente mas amplio. Pero el uso de otros colores en el techo puede resultar bastante decorativo, haciendo que el interior de cualquier ambiente luzca un poco mas original.

Crear efectos visuales

Por ejemplo, utilizando un color oscuro en el techo, y el resto de las paredes en un blanco o tono pastel, lograríamos que la habitación se viese mas ancha. Tal vez si el techo resulta muy alto, el color intenso lo acercará visualmente. El tono puede estar combinado con los complementos de la estancia.

Techo pintado color fucsia

Pintar más que una pared

Otra posibilidad es utilizar el mismo color de las paredes en el cielo, fusionando todo el ambiente en una monocromía. Y en tal caso pueden, o no ,diferenciarse ambas superficies (pared y techo) con alguna moldura o cenefa de un color que se destaque. De otra manera pintar una pared y el techo en un mismo color.

Techo pintado color gris

Otros colores y técnicas

Es de uso común que los cielorrasos sean pintados con alguna técnica de pintura decorativa tales como el trapeado o las pátinas, incluso alguna pintura mentalizada en tono plata o dorado. Es una apuesta arriesgada pero crea espacios únicos de un estilo especial.

Cualquier forma de darle vida al clásico blanco de los techos es bienvenida, son muy interesantes los resultados que pueden lograrse.